LA HISTORIA ALTERNATIVA POR LA DIRECCIÓN DE JUSTICIA ALTERNATIVA


LA HISTORIA ALTERNATIVA POR LA DIRECCIÓN DE JUSTICIA ALTERNATIVA

JA.jpg

La aproximación al futuro  de las prácticas restaurativas en los ámbitos de la justicia cotidiana  en el estado de Quintana Roo, presentan un gran reto para los operadores de la justicia tradicional cuyo dogma encuentra sentido como una gran oportunidad, para la inclusión de estos mecanismos como un vehículo para la difusión de la cultura de la paz y el fortalecimiento individual y colectivo de las personas en el esquema “comunidad”.

 

La Justicia Restaurativa afianza sus bases sobre  valores morales universales como son  la responsabilidad, la inclusión, la generosidad, la paz, la compasión  y la dignidad por mencionar algunos de ellos. Cuya experiencia aplicada a las sociedades modernas y civilizadas que optan por el diálogo antes de declarar la guerra judicial,  propicia resultados más  enriquecedores en beneficio de la colectividad.

 

Los derechos humanos conforman un paradigma que los facilitadores y en general el esquema complementario de la justicia ordinaria  deben  instrumentar para fortalecer su protección en beneficio de los usuarios del servicio. La razón de lo anterior es precisamente para garantizar el respeto del estado de derecho en armonía de las relaciones interpersonales del ser humano.  

 

 En estas mesas de diálogo se posibilitan nuevas formas de explorar y diseñar el ejercicio de la justicia con efectos re-orientadores y re-creativos para sus participantes y promover el entendimiento y la construcción de formas alternativas más adaptativas de atmosferas de convivencias más pacíficas y aptas para la convivencia; de ahí que un modelo adaptado para el grupo familiar, concebido desde el propio poder judicial, sea motivo de atención y estudio.

 

Conozcamos entonces una historia alternativa, una historia restaurativa, que en fechas pasadas nuestros especialistas tuvieron la oportunidad de participar, en un proceso exitosamente restaurativo, con motivo de un hecho delictivo de “robo”, en donde gracias a la colaboración y empeño de la facilitadora la Licenciada Suemy Lucelly Uitzil May del municipio de Othón P. Blanco,  se lograron hacer participar a las familias tanto de la víctima como del infractor en conferencias familiares, las primeras comunicaciones se lograron hacer mediante cartas de arrepentimiento por parte del ofensor quien se encontraba recluido en la cárcel pública de aquella ciudad,  en  las que reconocía su intervención,  y que la persona afectada otorgó su voluntad de recibir y participar con pleno conocimiento del objetivo del proceso. 

La conducta por supuesto originó la responsabilidad de asumir la reparación del daño en beneficio de la agraviada, pero sobre todo la posibilidad de que ésta última recobrara la tranquilidad y la seguridad que había perdido como consecuencia de la infracción. Este proceso se posibilitó en su último encuentro mediante un círculo de paz, al interior del Centro de Reinserción Social, no en las condiciones por cuanto a espacio se refiere más favorables, pero si con toda la buena disposición de los participantes que tuvieron un proceso que les permitió al ser dirigido por un profesional, satisfacer las necesidades de la víctima en primer orden, y que el infractor asumiera el daño que causó. Mejorando la percepción que tuvieron los que en ella participaron de la justicia penal, de la impartición de justicia en general.

Av. Independencia Número 2. Esq. Boulevard Bahía.
C.P. 77000. Col. Centro. Chetumal, Quintana Roo.
 

Teléfonos:

Chetumal: 01 (983) 8321000
Cancún: 01 (998) 88 1 02 30

Datos de Contácto


Av. Independencia Número 2. Esq. Boulevard Bahía.
C.P. 77000. Col. Centro. Chetumal, Quintana Roo.

Chetumal: 01 (983) 8321000
Cancún: 01 (998) 88 1 02 30

Suscribete

Acceso a Intranet

Visitantes

Hay 307 invitados y 8 miembros en línea

Utiliza tu propio reproductor: